Limpiar los dientes de tu perro, 6 consejos que deberías tener en cuenta

por admin

Limpiar los dientes de tu perro es súper importante para mantener su boca libre de problemas como el sarro, el mal aliento o las caries.

No se trata solo de una cuestión estética, sino que gracias al cepillado conseguirás prevenir enfermedades graves con consecuencias serias como infecciones en las encías o la pérdida de algunos dientes.

Sé que muchos ya habéis dado por imposible limpiar los dientes de vuestro perro. Es normal, por norma general no les gusta que les toquemos dentro de la boca, pero tiene solución, ¡ya lo verás!

6 consejos para limpiar los dientes de tu perro

Si cepillas los dientes a tu perro todos los días o al menos varias veces a la semana conseguirás mejoras en su salud bucal muy rápido.

Sus dientes se volverán blancos como por arte de magia, el olor de su aliento mejorará y además evitaréis la aparición de enfermedades e infecciones en su boca.

Utiliza un cepillo y pasta de dientes específico para perros

Cepilla los dientes de tu perroDe todos los consejos que te voy a dar, el único que considero imprescindible es el cepillado diario con una pasta de dientes específica para perros.

Los demás ayudan a mejorar la higiene, pero el cepillado no tiene sustituto si lo buscas prevenir enfermedades y reducir al mínimo el sarro en su boca.

Para tener éxito con el cepillado es aconsejable comenzar a realizarlo desde que tu mejor amigo es un cachorro. Así se acostumbrará al cepillo y no tendrá una adaptación complicada de adulto, cuando son adultos les cuesta más aceptar la limpieza.

Si no le gusta el cepillado, un buen consejo es que, los primeros días, le des la pasta de dientes con tu dedo de forma muy suave.

Conforme pasen los días puedes aumentar la duración y la intensidad de la sesión, para culminar unos días después con el uso del cepillo de dientes para perros.

Al final de cada sesión de limpieza y cepillado recuerda felicitar a tu perro de forma efusiva e incluso darle algún premio (y si le vas a dar un premio, por favor, que sea saludable). El refuerzo positivo es la base de la buena educación de tu mascota.

Dos o tres comidas al día como máximo

El acceso ilimitado al comedero es uno de los motivos principales del sobrepeso en perros, uno de los problemas de salud más habituales en mascotas. Además tiene consecuencias negativas para la higiene dental, ya que el aumento del número de comidas diarias provoca que los dientes de tu can se ensucien con más frecuencia.

Para evitar problemas dentales en tu perro mi recomendación es que le des su ración diaria de pienso en dos o tres comidas. De este modo consigues que su boca se ensucie menos, no tendrás que limpiarle los dientes con tanta frecuencia y además contribuyes a que mantenga un peso equilibrado con facilidad. ¡Son todo ventajas!

Complementa la limpieza bucal con huesos prensados o un juguete

Juguetes para limpiar los dientes de tu perroLa mejor forma de limpiar los dientes de tu perro después de una comida es darle varios días a la semana huesos prensados para que juegue con ellos.

Están hechos a base de piel de vacuno (100% naturales) que ha sido tratada para limpiar los dientes de tu perro y que se lo tome como un juego.

Si tu perro tiene demasiada fuerza en la mandíbula o si no le gustan los huesos, siempre puedes darle un juguete resistente para limpiar sus dientes.

Están fabricados en caucho o gomas muy resistentes (como este hecho de goma termoplástica) y, como te puedes imaginar por el material utilizado, aguantan años y años.

De hecho lo normal es que jamás se rompan, los que yo tengo solo tienen las marcas de los dientes, pero ahí siguen tras varios años de uso.

Enjuague bucal, el complemento perfecto al cepillado diario

Los enjuagues bucales son el complemento estándar al cepillado en los humanos desde hace décadas. Sin embargo, no son tan populares en perros.

Es una lástima porque son una ayuda excelente para prevenir la aparición de sarro y caries en los dientes de tu perro.

Mi truco para utilizar los enjuagues bucales de perros es diluir una pequeña cantidad de la botella en su agua todas las mañanas. Así no se me olvida y mi perro siempre tiene el aliento fresco.

Los enjuagues bucales para perros funcionan de forma diferente a los que utilizamos nosotros. Se trata de soluciones concentradas que has de diluir en el agua de tu mascota y que se tragan, ya que ellos no saben que hay que enjuajarse y escupir.

Cada producto viene con una concentración distinta, por lo que has de mirar la etiqueta para saber los mililitros que debes poner en el cuenco que utilice normalmente para beber.

Comida húmeda para reducir el sarro en los perros

Comida húmeda para perrosEl sarro es el principal problema dental para la mayoría de perros. Otras enfermedades o patologías pueden darse con relativa frecuencia, pero ni se acercan al frecuente dolor que produce la placa dental.

Además el sarro conlleva enfermedades, mal olor y problemas estéticos en cualquier raza.

La dieta tiene una gran influencia en la producción de sarro de tu perro. En concreto es el pienso seco el mayor causante del amarilleo en los dientes al ser un alimento que se pega con firmeza a las piezas dentales.

Si te atreves con ella, la dieta BARF o real food para perros es la más apropiada para sus dientes. Al tener que masticar huesos o comer comida sin procesar, los dientes y las encías de tu perro experimentarán una mejoría espectacular.

Si tu perro genera mucho sarro mi recomendación es que le des comida húmeda al menos dos o tres días a la semana. De esta forma lograrás una limpieza natural de sus dientes a la par que varía un poco su alimentación, algo que le sentará de maravilla para no aburrirse de comer siempre lo mismo.

Cuando termine su ración de comida húmeda, recuerda cepillar sus dientes o bien darle un juguete limpiador como los que hemos visto en este mismo artículo. Es importante que no le queden restos para prevenir la formación de placa.

RebajasBestseller No. 1
True Instinct No Grain Mini Paté de Pollo para Perros 150 gr - Pack de 8
  • TEXTURA. Con pequeños trozos de carne para una textura esponjosa. Pollo con verduras (zanahorias y guisantes).
Bestseller No. 2
Tarrina para perros adultos de buey e hígado 300g | (Pack de 20)
  • Comida húmeda para perros adultos 100% completa y deliciosa
Bestseller No. 3
Marca Amazon - Lifelong Alimento completo para perros adultos - Selección de carne en salsa, 2,4 kg (24 bolsitas x 100g)
  • El envase contiene 24 porciones: 6 x bocaditos con vacuno y verduras; 6 x bocaditos con pollo y verduras; 6 x bocaditos con carne de ave y cordero; 6 x bocaditos con vacuno y pollo. Todos en salsa

¿Aún queda sarro? Hora de ir al veterinario

Limpieza de sarro en veterinarioEl cepillado diario de los dientes conseguirá eliminar la mayor parte del sarro de la boca de tu mascota. Sin embargo, hay algunos canes con tendencia a acumular más sarro de lo normal, por su saliva.

En estos casos el cepillado no es suficiente por más que te esfuerces.

Si tu presupuesto no te permite hacerle una limpieza semestral e incluso trimestral, el mínimo indispensable que requiere cualquier perro es una limpieza anual junto con la revisión y vacunación.

Para mantener los dientes de tu perro libres de sarro durante todo el año mi consejo es que le hagas una limpieza en el veterinario cada seis meses, no lo dejes más.

De este modo acabarás con el sarro más duro que nunca se va con el cepillado y solo tendrás que aplicar el resto de consejos de este artículo para mantener sus dientes limpios, blancos y relucientes todo el año.

Síntomas de enfermedades graves que no se solucionan con un cepillado

En el caso de que tu perro ya tenga una enfermedad bucal grave o que lo hayas adoptado así, no será suficiente con el cepillado y los consejos que te he dado.

Pero, ¿cómo puedes identificar si tiene uno de esos problemas?

Estos son los síntomas más habituales de que tu perro tiene un problema importante de salud en la boca que no desaparecerá por mucho que limpies su boca:

  1. Falta de apetito e incluso rechazo total por la comida.
  2. Dificultad para masticar.
  3. Náuseas o vómitos frecuentes.
  4. Aliento muy desagradable.
  5. Salivación excesiva.

Si presenta uno o varios de estos síntomas, llévalo cuanto antes a una clínica veterinaria especializada en problemas dentales para que le hagan una revisión en profundidad.

Tras ello, cuando el problema grave esté resuelto, puedes empezar o retomar la higiene dental de tu perro con los consejos que te he dado. Así evitarás volver a vivir una situación similar en el futuro.

Otros artículos que te pueden interesar...

Deja un comentario