Mi gato tiene una herida debajo de la oreja ¿qué puede ser?

por Carlos

¿Tu gato tiene una herida debajo de la oreja? ¿Te has preocupado o asustado al verla? Para comenzar con buen pie te diré que puedes tranquilizarte porque en la mayoría de casos no se trata de algo grave.

No obstante, hay ciertos casos que tienes que conocer para evaluar la posibilidad de que el problema sea mayor y poder descartarla, ya que este tipo de marcas, heridas, calvas o llagas también pueden ser consecuencia de algunas enfermedades importantes. ¡Crucemos los dedos por tu minino!

Mi gato tiene una herida debajo de la oreja ¿qué puede ser?

El motivo de este tipo de lesiones en la zona de las orejas puede ser de lo más variopinto. Pueden originarse en un rascado muy agresivo a causa de parásitos, en una pelea con el gato del vecino o por quemaduras por exponerse al sol demasiado tiempo. Entre otros muchos factores.

Por eso mismo aclarar el origen del problema es esencial para la salud de tu felino. Debes realizar una labor preventiva para descartar problemas graves y actuar con rapidez si el rascado es el origen de alguna enfermedad importante.

Es muy importante curar las heridas en las orejas de los gatos

Visita al veterinario para cuidar la salud de tu gato

Es importante curar cuanto antes todas las heridas en la piel de un gato. Su salud y su bienestar están en juego.

Puede que, si no las tratas rápido, estés exponiendo al animal a problemas potenciales que seguro tendrán un impacto negativo en su salud. Sin ir más lejos, podría sufrir deformaciones en la oreja o tener lesiones en el pabellón auricular, pudiendo llegar a perder capacidad auditiva.

Causas habituales de las heridas bajo las orejas de un gato

Los motivos por los que un minino puede desarrollar una herida debajo de la oreja se pueden contar por cientos. Sin embargo, el 99% se producirán por uno de los motivos que te detallo a continuación:

Peleas con otros gatos

Peleas gatos por estrés

A nuestras mascotas les va la vida en defender su territorio o en intentar conquistar el que no poseen. Se pueden pelear con otro de tus gatos por la comida, por su cama favorita o por estar cerca tuya. Hace poco ya te conté los mejores truquillos para terminar con las peleas de los gatos dentro de casa

Y es que las peleas son parte de la vida felina y, salvo que tengas un único gatito y no salga al exterior, alguna vez tendrás que lidiar con ellas. ¡Las heridas son una consecuencia inevitable, así que más te vale estar preparado!

Elimina la sangre seca de la oreja de tu gato en 3 pasos:

  1. Utiliza unas tijeras de peluquería para intentar cortarle (con mucho cuidado) el pelo pegado a la sangre.
  2. Limpia la herida con agua y jabón neutro o un limpiador específico para heridas en animales domésticos.
  3. Seca la zona con un algodón y déjala al aire para acelerar su curación.

Esta es la situación más común. No obstante, es también la que menos gravedad tiene, puesto que si evitas que la herida se infecte (tal y como te voy a enseñar a hacer en este mismo artículo) en pocos días la tendrá curada y no tendrá mayor impacto en su salud. Una marca de guerra y poco más.

Hay algunos felinos que se emocionan y se pueden exceder con la intensidad del juego. No se trata técnicamente de una pelea, pero las consecuencias son similares, así que debes tenerlo en cuenta si los ves corretear, arañarse o morderse mientras se lo pasan en grande.

Parásitos como ácaros, pulgas, etc.

Las pulgas son uno de los parásitos más habitualesLos gatetes que salen a pasear al exterior aman meterse entre la maleza y disfrutar escondiéndose por zonas con vegetación. Es algo fantástico para su ánimo pero con un problema obvio: en esos mismos sitios es donde hay una mayor cantidad de parásitos dispuestos a instalarse en la piel de tu pequeño amigo.

Ten en cuenta que los antiparasitarios ayudan pero no son infalibles. Yo le pongo a mis gatos collares contra parásitos, pipetas e incluso sprays, y aun así todos los años me toca quitar alguna pulga.

Se trata de un problema estacional con mayor incidencia en primavera y verano. Es decir, en cuanto empiece el calor, si tu gato sale al exterior, intenta revisar todos los días la zona de sus orejas en particular y la cabeza en general como medida preventiva.

Por otro lado, si tu minino es de interior, ten en cuenta que no está libre de poder tener algún parásito. Los ácaros de tu casa tienen predilección por las orejas de tus gatos, por lo tanto fíjate si tu mascota se rasca mucho en esa zona o si tiene algunos puntitos negros, la posibilidad de que tenga estos parásitos es muy alta.

Dermatitis y quemaduras solares

¿A qué gato no le encanta tumbarse al sol? Bueno, yo tengo uno que es un vampiro y huye de él, pero no es lo habitual. Los felinos no son amantes del calor, sin embargo, en un día fresco adorarán echarse una de sus siestas al sol.

El problema es que, al igual que nos sucede a los humanos, el sol puede quemarles la piel y causarles heridas. Es algo que solo afecta a aquellos de pelo blanco y, como es obvio, al gato esfinge o sin pelo.

Los gatos suelen tener menos densidad de pelo en la zona que va desde las orejas hasta los ojos. Debido a ello esa zona es más propensa a sufrir quemaduras que puedes confundir con otro tipo de herida.

Si notas las orejas de tu mascota más rojas de lo normal, si tocas alguna costra dura por esa zona o si ves alguna mancha sospechosa ten en cuenta que podría haberse quemado la piel o tener dermatitis. Si eso sucede es imprescindible una visita presencial (o virtual) al veterinario para evaluar la situación.

Rascado intensoAsí se corta las uñas a un gato

Los felinos son expertos en utilizar sus afiladas uñas para rascarse, es algo que les encanta, pero en ocasiones esa emoción se traduce en una herida en los bordes o dentro de las orejas.

Para evitar que tu gato se haga daño con las uñas la mejor solución es recortárselas un poquito. Recuerda que siempre hay que hacerlo con cuidado, sin dañar el vaso sanguíneo y con una tijera especial para no dejar la uña con astillas. Si eso sucediera sería peor el remedio que la enfermedad.

Ten en cuenta que cortar sus uñas es una solución temporal. A los pocos días tu gatete habrá utilizado su rascador favorito para afilárselas (o tu sofá preferido si no sigues nuestros consejos para evitar que arañen donde no deben). Por consiguiente deberás vigilarlo y valorar otras posibilidades en el caso de que se siga rascando con fuerza. ¡Podrían ser ácaros!

Cinco formas de curar una herida junto a la oreja de un gato

¿Sabes qué se le aplica a un gato para curarle una herida? Porque si tienes claros los pasos a seguir para evitar que la situación se complique habrás solucionado una gran parte del problema. De ese modo evitaremos la infección y sus graves consecuencias, que podrían llegar incluso a causar la muerte en algunos casos.

Heridas en la piel de tu gato

Los experimentos mejor con gaseosa. Intentar desinfectar o curar la herida de tu gato con azúcar o miel (como recomiendan algunas personas) puede salirte muy caro. ¡Con la salud y la vida de tu mascota no se juega!

Debes evitar por todos los medios que tu gatito acabe con una herida infectada. Eso podría ser la fuente de complicaciones de salud muy graves a corto plazo. Si la limpias, desinfectas y sanas a tiempo, lo evitarás.

Ponle un collar isabelino

Los collares de recuperación, también conocidos como isabelinos en el mundo veterinario, son un método infalible para curar una herida en tu minino.

Es verdad que tu mascota parecerá una lámpara y que no le hará ninguna gracia. Sin embargo el objetivo es que la herida se cure, y para eso el collar isabelino no tiene rival.

Los collares de recuperación no tienen porque ser simples y aburridos como los que estarás acostumbrado a ver (“el cono de la vergüenza“). Ahora puedes ponerle uno de lo más gracioso y por lo menos os partiréis de risa. ¡Será la atracción de Instagram!

Collar isabelino para gatosSi tienes un minino revoltoso intentará quitárselo de todas las maneras posibles. Sin embargo, cuando pasan unos minutos lo van asumiendo y se relajan, así que intenta aguantar ese primer arrebato ya que después no opondrá resistencia.

No olvides que todo esto es por su bien. Así lograrás sanar la herida de tu mascota cuanto antes.

Desinfecta la herida (y hazlo cuanto antes)

La desinfección es la tarea más importante para evitar que la herida de debajo de la oreja de tu gato vaya a más.

Por desgracia muchas personas no dan importancia a las heridas en sus mascotas, sobre todo si salen al exterior. Es un error gravísimo puesto que es una puerta de entrada ideal para gérmenes y virus.

Desinfectar la herida que tu minino tiene en la cara es un proceso rápido y sencillo que podrás realizar en unos minutos:

  1. Coge de tu botiquín un bote de Betadine (povidona yodada)
  2. Dilúyelo en proporción 1 a 10 con agua en un vaso. No tiene que quedar 100% exacto aunque te puedes ayudar de una báscula digital barata para hacerlo con más precisión. Así reduciremos el pH para adaptarlo al animal.
  3. Mezcla bien hasta lograr un líquido amarillento.
  4. Moja una gasa en la mezcla y desinfecta la herida de tu fierecilla.

Como puedes ver no se necesita productos especiales ni hacer una inversión astronómica. Con el Betadine de toda la vida y un par de gasas es más que suficiente. Eso sí, sigue las instrucciones marcadas, porque los mininos no toleran bien el pH del producto comercial destinado a los humanos.

Vetericyn Plus: el spray cicatrizante para las heridas de los gatos

Ha pasado algo más de un año desde que adopté a Gandhi y las peleas de gatos se convirtieron durante un tiempo en algo habitual. En consecuencia, he podido comprobar de primera mano lo útiles y efectivos que son los sprays cicatrizantes, sobre todo cuando se trata de estas típicas heridas junto a las orejas.

Vetericyn Plus para las heridas de tu gato

Fueron muchas peleas con bufidos y arañazos. ¡De no haber sido por el spray cicatrizante seguro que mis pequeños todavía tendrían alguna marca de sus continuas batallas!

¿Qué hay dentro de este bote? Lo que encontramos es una solución baja en cloro que acelera la curación, limpia la herida, frena las infecciones (actúa contra el estafilococo y las bacterias) y alivia el dolor de tu gato debido a sus propiedades analgésicas.

Además, lo puedes usar sin miedo para aliviar el dolor, no es como Tramadol o Meloxicam (medicamentos analgésicos que no aconsejamos bajo ningún concepto administrar a un animal sin tratamiento veterinario).

Se trata de un spray 100% natural, no tiene alcohol ni esteroides y gracias a ello podrás aplicarlo no solo en la herida bajo la oreja de tu gato, sino también en otras heridas que le salgan en la nariz, boca o incluso ojos. ¡Cómo me hubiera gustado descubrir esto antes!

Bestseller No. 1
RenaSan Spray de Primeros Auxilios 250ml - para Todos los Animales, Perros, Gatos, Mascotas pequeñas, Caballos, Reptiles, Aves de Corral y Aves
  • Nuevo en el mercado RenaSan es el único spray hipocloroso estabilizado en venta en Europa que está aprobado para uso veterinario (y humano) bajo las estrictas nuevas normativas de Productos Biocidas de la UE. Ver más información en la descripción del producto a continuación.

Agua y jabón

Puedes usar el método tradicional del agua y el jabón si la herida no es profunda o si se trata de rasguños sin mayor importancia. No obstante, si observas profundidad o presencia evidente de sangre, mi recomendación es utilizar otra opción como un limpiador específico o un desinfectante.

Para limpiar la herida debajo de la oreja de tu gato mezcla un poco de con jabón natural con agua. Pon especial atención en que el jabón no penetre en el oído de tu mascota.

Evita el uso de productos aromatizados, geles, champús y similares. En cambio, sí es buena idea usar uno con aloe vera o rosa mosqueta ya que eso ayuda a la cicatrización.

Pomadas cicatrizantes veterinarias

Cuando la herida es grave y tiene mucha profundidad yo te aconsejo acudir al veterinario. Inspeccionará al detalle la llaga y quizás te de una receta para una pomada cicatrizante. Estas pomadas solo se pueden comprar con prescripción de un profesional.

Vigila las heridas en las orejas de tu gato

La ventaja de este tipo de cremas es que aceleran la cura de forma radical. Sin embargo, para heridas poco profundas o superficiales no son recomendables, ya que pueden ser agresivas con la piel y en algunos mininos pueden tener efectos secundarios. Por eso solo te las recomiendo si la herida debajo de la oreja de tu gato es importante.

No olvides proteger tus manos con guantes de látex antes de aplicar estas cremas a tu mascota. ¡Pueden causarte heridas graves en la piel si no lo haces!

Claro está, como ya imaginarás esta es la opción más cara de todas. Las pomadas cicatrizantes no son baratas y además la visita al veterinario te costará también un pellizco. Pero si la herida de tu gato tiene mala pinta o es profunda la visita es recomendable para tu tranquilidad y el bienestar del animal.

Enfermedades relacionadas con heridas cerca de las orejas en los gatos

Así puedes curar una herida debajo de la oreja de tu gato

Una herida debajo de la oreja en ocasiones puede parecer un problema menor si es de pequeño tamaño. Nada más lejos de la realidad. Puede ser la puerta de entrada a enfermedades serias.

Llegados a este punto ya sabes bien cómo hay que limpiar y curar una herida en la cara de tu gato. Ojo, que no hablo de la limpieza de sus orejas por dentro, de eso ya he hablado en otras ocasiones.

Es más, puede ocurrir que tu mascota ya haya contraído una enfermedad y debas solucionarla para evitar que se rasque y se haga heridas de nuevo.

Por eso quiero que conozcas las posibles enfermedades que se asocian a las heridas en las orejas de los gatos.

Cáncer de piel

Cuando mis enanos han llegado con sangre a casa lo primero que quiero descartar es el temido cáncer de piel. En ocasiones, esta terrible enfermedad se manifiesta mediante pequeñas heridas o llagas, y descartarlo hace que me quede tranquilo sabiendo que no se tratará de algo grave.

Te aconsejo que explores en profundidad a tu mascota en la zona de las orejas, la nariz, la boca y los ojos. ¡Igual que hace el veterinario cuando pasáis por su consulta! Si detectas más llagas o alguna heridita existe una posibilidad, aunque no es muy alta, de que sea cáncer. Por tanto, en esta situación, la visita a la clínica es imperativa y urgente.

En cambio, si solo tiene una o dos heridas y no tienen mala pinta, puedes descartarlo sin dudar. Tan solo debes tratar la herida con los productos adecuados y lograrás que desaparezca en cuestión de días.

Otohematoma

Trucos y consejos para limpiar las orejas de tu gato

Un otohematoma es un hematoma en la oreja, en el pabellón auditivo. Es blando, como una bolsa.

Los otohematomas se pueden confundir con las heridas en los gatos delante de sus orejas. A cada uno les pueden salir de forma distinta, en vuestro caso podría presentarse de forma similar a una herida. Por eso necesitas aprender a diferenciarlos.

¿Cómo se diferencia un otohematoma de una llaga o rasguño? ¡En realidad es más sencillo de lo que crees!

Para diferenciarlo de una herida tienes que fijarte en la propia oreja del animal. Si es un otohematoma lo sabrás con facilidad porque esa zona presenta un color morado como consecuencia de la rotura de uno o varios vasos sanguíneos. En cambio, en el caso de que sea una herida, dentro del pabellón auricular no debería haber nada fuera de lo normal.

Los otohematomas, al igual que los hematomas en humanos, suelen desaparecer a los pocos días gracias a una reabsorción por parte del organismo. No obstante, te aconsejo limpiarle la oreja todos los días y, si aun así observas que no hay mejora tras una semana, será el momento de tratarlo con el veterinario.

Otitis felina

La otitis es una de las enfermedades más sencillas de detectar, por lo que no deberías confundirla con otros problemas de salud.

El problema de esta enfermedad es que en ocasiones pasa desapercibida. Recuerda que los gatos son felinos y no se quejan salvo que sientan un dolor extremo.

Detecta la otitis si tu gato tiene heridas en su cabeza

En esta situación es normal que el animal se rasque con ganas para intentar aliviar el dolor y, por lo tanto, que se haga heridas. Al ver al gato podemos pensar que rascarse es el único problema, sin embargo, se tratará de la consecuencia de una enfermedad más grave: la otitis felina.

Para reconocer la otitis debes fijarte en el comportamiento de tu mascota y el estado de sus orejas. Aquí van algunos trucos:

  • Huele sus orejas. Si el olor es desagradable es muy probable que sea otitis.
  • Sensibilidad exagerada alrededor de las orejas. Si se molesta cuando se las tocas mala señal.
  • Quejidos y lamentos de dolor.
  • Cera de color marrón oscuro.
  • Rascados excesivos con presencia habitual de heridas.

La lección para este caso es clara: si ves una herida debajo de la oreja de tu gato tienes que descartar inmediatamente que se pueda tratar de otitis. A olerle la oreja, las infecciones huelen mal.

Sarna

La sarna puede provocar calvas en la cabezaMuchas personas nos preguntan cómo curar la sarna en gatos pequeños cuando ven gatitos en la calle con heridas en la cara o calvas en la cabeza. Pero ¿estás seguro que se trata de esta enfermedad?

La sarna es uno de los problemas de piel más habituales en todo tipo de felinos. Se trata de un ácaro muy molesto e incluso contagioso con los humanos al cual podemos parar los pies fácilmente con el uso de antiparasitarios.

Parece que es más frecuente en gatos de exterior. Por el contrario, su incidencia en los de interior se puede considerar baja, pero no debemos bajar la guardia, pues si tu mascota se contagia de sarna tendréis un problema grave.

En el caso de que la tenga podrás diferenciarlo de las heridas típicas de debajo de las orejas porque la sarna ataca a toda la cara. Además, no habrá presencia de sangre salvo si tu mascota se ha rascado fuerte, lo que te permitirá distinguir entre estos distintos problemas.

Si crees que puede ser sarna te aconsejo hacer una visita rápida a la clínica del veterinario. Ellos han visto miles de casos y en pocos segundos sabrán si se trata de esta enfermedad.

RebajasBestseller No. 1
Bestseller No. 2
Pets Purest Desparasitante antiparasitario 100% natural para perros, gatos, aves, conejos y mascotas Elimina todos los gusanos lombrices intestinales anquilostomas gusano látigo 1-2 años de suministro
  • NINGUNOS PRODUCTOS QUÍMICOS OCULTOS: ¿Le daría a su mascota una tableta con ingredientes que las empresas intentan mantener en secreto y que ni siquiera puede pronunciar? Si, como nosotros, la respuesta es NO, nuestro TERAPEUTISMO ANTI-PARASITO NATURAL es la elección correcta para usted. Estamos orgullosos de decirte que nuestros ingredientes son 100% naturales y no incluimos productos químicos desagradables para que puedas estar tranquilo. 100% SEGURO para perros, gatos, aves de corral, aves, c

Otras enfermedades

Hay otras enfermedades que te pueden confundir porque también están relacionadas con heridas cerca de las orejas. Vamos a verlas todas de forma más resumida para abarcar con las dudas.

Enfermedades asociadas a las heridas en la cabeza de los gatos:

  • Dermatofitosis
  • Sarna notoédrica
  • Dermatitis solar
  • Pénfigo foliáceo
  • Lupus
  • Tiña
  • Acné
  • Alergia
  • Cheyletiella
  • Otodectes

Todas estas enfermedades van más allá de las llagas y laceraciones. Son sencillas de detectar porque revisten más gravedad, presentan más síntomas y afectan a todo el cuerpo. Debes ser cuidadoso si crees que tu mascota puede tener alguna. ¡Su salud es lo primero!

Otros artículos que te pueden interesar...

Deja un comentario